Mateo 18:3

16 de Enero: Humildad de Niños

Palabras de Jesús:

“y dijo: De cierto os digo, que si no os volvéis y os hacéis como niños, no entraréis en el reino de los cielos. (Mateo 18:3)

Se ha demostrado que los niños, por naturaleza no poseen maldad. Llegan a conocerla por factores externos: por el trato negativo que podrían recibir de sus padres por situaciones que observen en la escuela o por criarse en un núcleo familiar inestable. Sin embargo excluyendo esas situaciones, un niño siempre actuará con la mayor bondad hacia aquellos que los rodean.

En el versículo de hoy, mientras los discípulos se disputaban una posición en su reino, Jesús con gran sabiduría y a través de una hermosa metáfora colocó a un niño frente de Él y proclamó que aquel que buscara pertenecer a su reino debía ser como ese niño. Sin aspiraciones de poder,  sin deseos de pasar por encima de otros, sino actuando con la más pura bondad con aquellos que los rodearan y con la obediente humildad para con Dios.

Hoy Jesús nos alerta; gran parte de la maduración de un cristiano para pertenecer al Reino de Dios, pasa por despertar y retomar en nuestro corazón, esos sentimientos del niño que algún día fuimos, aprendiendo a perdonar, cerrando espacio a los rencores, teniendo misericordia de nuestros hermanos y sirviendo con humildad y obediencia al Señor.

Despertemos hoy, los sentimientos del niño que fuimos y caminemos dignos y confiados al Reino del Señor.

Oración:

Señor, que la bondad y humildad de niño, que me harán digno de Tu Reino, ganen los espacios más amplios de mi corazón, de manera que pueda al mismo tiempo, desechar todos aquellos sentimientos que me alejan de Tú maravillosa presencia e infinita misericordia. En el nombre de Jesús, Amén.

Comments

comments

Comments are closed.